Me apetecía mucho escribir este post porque he estado en muchas casas rurales en España que tienen un encanto especial y quiero compartirlas con vosotros!

Comunidad Valenciana

Si vivís o estáis de vacaciones en la Comunidad Valenciana y queréis perderos en plena naturaleza por la provincia de Castellón os recomiendo sin duda La Posada del Rio Carbo, a un par kilómetros de Villahermosa del Río. La casa es muy bonita, cuenta solo con cuatro habitaciones así que la desconexión es garantizada! Se puede comer ahí, sus encantadores dueños ofrecen platos hechos con los productos de su huerta ecológica y de la zona y si os apetece, después de cenar, podéis disfrutar del cielo estrellado mirándolo a través del telescopio y sin casi contaminación lumínica, una experiencia realmente bonita. También hay paseos que salen de la casa para llegar al nacimiento del Río Carbo o a unas cascadas y pozas de agua donde poderse dar un baño en plena naturaleza. 

Otra casa rural que me enamoró, a unos seis kilómetros de Villahermosa del Río, es Mar de la Carrasca. En un enclave parecido a la Posada del Río Carbo, inmerso en plena naturaleza garantiza silencio y paz. En esta casa rural además de poder comer ahí los productos de su huerta, también se pueden hacer clases de yoga en una estupenda plataforma de madera mirando al valle. La casa cuenta con dos habitaciones y dos casas y ofrece también la posibilidad de alquilar la masía entera para grupos grandes. 

Aragón

En Aragón, concretamente en la provincia de Teruel están dos de mis sitios preferidos tanto para escapadas de un fin de semana como para vacaciones: la Masía Los Toranes y el Castillico de Mar.

La primera es una masía situada en una zona forestal protegida, se encuentra a solo 10 minutos de Rubielos de Mora, incluido en la Red de pueblos más bonitos de España. Se ha reconstruido manteniendo, en la medida de lo posible, todos los materiales originales y siguiendo criterios de biocontrucción. Alejandro su dueño, es encantador y muy disponible para cualquier tipo de información se necesite. La casa cuenta con cinco apartamentos y podéis llevar con vosotros vuestras mascotas, que también se lo pasarán en grande!

El Castillico de Mar se encuentra en Mora de Rubielos. Es una casa de alquiler integro, es una solución excelente si os vais con amigos o con familia porque cuenta con cinco habitaciones y dos baños. La casa está amueblada en estilo rústico y cuenta con una terraza exterior que mira al valle y con una zona de barbacoa estupenda. Mar, su dueña, es encantadora y muy disponible.

Si preferís un hotel, siempre por la zona de Mora de Rubielos, tenéis dos muy buenas opciones: La trufa negra, un hotel con SPA en pleno centro de Mora y el Hotel Masia la Torre a cuatro kilómetros del pueblo.

Castilla-La Mancha

En Castilla la Mancha, concretamente en la provincia de Albacete, hemos vivido la increíble experiencia de dormir en una habitación metida dentro de una pared roca! La casa cueva Al-Axara ofrece cinco habitaciones amuebladas en estilo morisco, diseñadas siguiendo la pared de roca que conforma el pueblo de Cubas, enclave único en las hoces del Rio Júcar. La casa ha sido reformada con un gusto impecable manteniendo el espíritu de las casas trogloditas y siguiendo el concepto de cueva bioclimática y natural. No tiene restaurante pero se puede encargar la cena, basada en productos locales. También os podéis llevar vuestras mascotas.

Cataluña

En Cataluña hemos estado muchas veces, casi todos los verano de paso para it a Cerdena y otras veces de vacaciones así que la conocemos bastante bien. De todos los sitios donde hemos dormido hay dos que me han impactado especialmente. El primero es el Hotel El Far en la localidad de Palafrugell, en provincia de Girona. No es una casa rural pero tiene tanto encanto que considero que merece estar en este listado de alojamientos. “Sobre un acantilado y rodeado de calas” así se define en su propia página web y es totalmente cierto, quizás me haya gustado tanto porque me recuerda mucho la costa de Liguria donde he pasado los primeros dieciséis veranos de mi vida! El hotel cuenta con unas habitaciones decoradas en estilo marinero con terraza vista mar, desde donde se puede ver el Faro de San Sebastian. Cuenta también con un restaurante excelente.

En la provincia de Tarragona podéis vivir la experiencia de dormir bajo el cielo estrellado. Xalet de Prades, en la localidad de Prades, ofrece los “Iglúes de las estrellas”, unas habitaciones con techo panorámico a 360 grados para poder disfrutar del cielo estando tumbado en tu cama. Y si queréis una solución a estrecho contacto con la naturaleza podéis contar también con las “Casas en los arboles”. Esta casa rural, respetuosa con el medio ambiente y atenta a garantizar la eficiencia energética a través de sus materiales, es ideal tanto para ir en pareja como para ir en familia ya que los niños tienen muchas actividades a disposición. La casa dispone de un restaurante donde se ofrecen platos típicos de la zona elaborados con productos locales, un pequeño SPA, una piscina al aire libre y una zona de barbacoa, entre otras cosas. 

Galicia

En Galicia hemos estado tanto en hoteles como en casas rurales, aquí os dejo mis dos sugerencias de casas rurales pero si queréis saber más también sobre los hoteles podéis leer el post entero pinchando aquí.

En la provincia de Lugo recomiendo Casa Cazoleiro, una estructura en plena naturaleza en la sierra de Meira a tan solo 1 kilómetro del nacimiento del río Miño. Dispone de un restaurante donde podréis probar la gastronomía lucense. El trato es muy familiar y el relax está garantizado.

En provincia de La Coruña os recomiendo la Casa Rural San Cibrán, un alojamiento en un entorno espectacular a muy pocos kilómetros de localidades turísticas como la Cascada de Ézaro, el asentamiento celta O Pindo o la Playa de Carnota, la más extensa de Galicia. Definitivamente un sitio ideal para disfrutar de la provincia de La Coruña.

También te puede gustar:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.